new subscribe

distrivuidor vial

Distribuidor vial en Poza Rica ¿sufrimiento inútil?

Pemex construye una mega obra en el centro de la ciudad que genera un irritante tráfico. Sin horarios de trabajo nocturnos, sin vías alternas eficientes, el sacrificio de la ciudad quizá no valga la pena, porque, a decir de los expertos no se cumplirá el objetivo: desahogar la circulación del centro de la ciudad

 

FRANCISCO DE LUNA

Poza Rica, Ver.- El ruido ensordecedor de un gigantesco taladro que comienza a deshacer el pavimento de las calles en la zona centro de Poza Rica; se confunde con el claxon de los cientos de vehículos y los silbatos de los agentes de Tránsito.

Este es el escenario en el que se construye el distribuidor vial del centro de la ciudad petrolera, obra sobre la cual recaen severas críticas por los efectos visuales y ambientales que traerá.

La obra fue planeada para dar fluidez vial a 115 mil vehículos que circulan diariamente por la ciudad. Petróleos Mexicanos es la encargada del proyecto que costará 350 millones de pesos y concluirá, según las previsiones, hasta diciembre de 2013.

La construcción urgente y necesaria, debido a que en el centro de la ciudad confluyen automovilistas que tienen como destino los municipios conurbados de Coatzintla, Papantla, y Tihuatlán.

El objetivo del distribuidor es comunicar mejor al centro de la ciudad, estimular el desarrollo económico y social y agilizar el traslado de mercancía y usuarios.

INCREDULIDAD POR EL DISTRIBUIDOR

Para el arquitecto y urbanista, Luis Manuel Villegas Salgado, la ubicación de la obra no es adecuada, además de que se trata de un proyecto que no fue consensuado ante los ciudadanos y mucho menos, dictaminado por expertos.

Explicó que la falta de un estudio correcto de vialidad, ha saturado a las calles y generado inconformidad por la falta de información acerca de la obra, que afecta a los comercios y a sus habitantes.
El arquitecto Villegas Salgado señala que es necesario cuidar aspectos de ingeniería, contemplar el contexto urbano, histórico y social del área, aunque esencialmente el impacto ambiental.

La obra es desarrollada por la empresa "Construcción y Servicios Integrales" (Sigma) misma que comenzó las maniobras en octubre 2011 en el bulevar "Poza Rica" a la altura del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Tanto Pemex como las autoridades locales han precisado que los conflictos viales requieren atención, pero sobre todo solución, debido a que el parque vehicular creció de manera acelerada y desproporcionada en los últimos cinco años lo que complica la movilidad en la ciudad petrolera.

Para los arquitectos, ambientalistas y ciudadanos resulta "increíble" creer que el distribuidor vial cumplirá con sus funciones.

"Es saturar más a las calles, se dará mayor oportunidad a los conductores para que usen de paso al primer cuadro de la ciudad", precisó el urbanista de Poza Rica, Manuel Villegas Salgado.

EL PROYECTO

El Distribuidor Vial comprenderá cuatro kilómetros de carretera e iniciará desde el bulevar González Ortega, con enlaces a las calles Lázaro Cárdenas, Central Oriente y Adolfo Ruiz Cortines.

La construcción será con 435 «trabes pretensadas» y 112 «trabes de acero», además de la colocación de 120 piezas de alumbrado público, explicó Salvador Quero García, gerente de la construcción región norte de Pemex, Exploración y Producción (PEP), durante la presentación del proyecto en el 2011.

Las bases para las columnas se entierran a 16 metros de profundidad, lo que soportará la edificación. La obra estará conformada de dos a cuatro carriles, una vía especial para uso de las unidades de emergencia ante contingencias con tránsito y sin semáforos.

CONFUSIÓN

El proyecto es un tanto confuso para los conductores. La maqueta muestra el diseño de cómo quedará la obra y las áreas en que se tendrá que transitar, sin embargo entre los carriles de paso a desnivel no hay conexión hacia los cuatro bulevares.

Los especialistas en el tema, critican la obra al considerar que no se solucionará el problema del caos vial.

"Arriba será lo mismo que abajo. El mismo congestionamiento vehicular, la misma saturación y calles entrampadas en todas las colonias", señalan.

Explican que se dificultará la vialidad ya que los carriles no tienen interconexión para avanzar hacia el centro de la ciudad o a los municipios de Papantla, Coatzintla, Cazones y Tihuatlán.

Quienes transiten en el bulevar hacia Papantla, sólo podrán dirigirse al municipio de Coatzintla y la zona centro de Poza Rica.

En el caso de quienes se trasladen de Coatzintla a Poza Rica tendrán la oportunidad de correr hacia Tihuatlán y Papantla.

Los carriles bajos sólo servirán para desplazarse en el primer cuadro de la ciudad y harán más accesible el dirigirse a cualquier destino de los municipios conurbados. Por lo que los conductores consideran innecesarias las maniobras que complican el paso por la ciudad.

EL SACRIFICIO QUE BENEFICIA A PEMEX

El integrante de la organización en "Defensa de la Burrita", Martín Vizcarra, manifestó que se ha dado paso a la modernidad bajo irregularidades que afectan el entorno ecológico de este municipio petrolero.

Vizcarra y Luis Manuel Villegas, indicaron que se ha sacrificado al centro de la ciudad al colocarle un gran ramal de concreto con el firme objetivo de liberar espacios y facilitar las entradas y salidas de las oficinas de la industria petrolera.

Para que Pemex obtuviera los beneficios, fue necesario que la ciudad "entregara" áreas verdes, sitios históricos, la vista de la ciudad.

"Lo que pasa es que nos quieren vender la idea de que seremos una ciudad de otro nivel, pero la realidad es otra", indican los expertos en la materia.

Aunque las críticas se expanden por doquier, desde manifestaciones, redes sociales, comentarios, el argumento no es que estén en contra del progreso, sino de los métodos poco transparentes que se implementaron para su edificación.

Se trata de una obra de imposición por parte de Petróleos Mexicanos para hacer notar su poder sobre los ciudadanos, con la necedad de imprimir su autoritarismo creyéndose dueño de Poza Rica, argumentan los urbanistas quienes lamentan la obra se realice sin consenso.

La inconformidad es que no se haya tomado en cuenta a urbanistas y especialistas en vialidad para instrumentar y diseñar el proyecto que concluirá este año.

EL GRAN CONCRETO NOS SEPULTA: COMERCIANTES

En el centro de este municipio petrolero ubicado al norte del estado de Veracruz, se encuentran cinco mercados: Parador Urbano, Paseo de la Burrita, Portales, Santa Fe y Poza Rica. A escasos dos metros de estos centros de abastos serán construidos los pilares que sostendrán a la gran plancha de concreto que sepultará a los giros comerciales.

Los comerciantes que ahí laboran de manera constante han manifestado su inconformidad por la construcción del distribuidor vial ya que por las maniobras se han cerrado calles.

Esta situación les ha generado pérdidas de hasta 40 por ciento. Desde octubre de 2011 cuando comenzaron los trabajos de edificación para los negocios significó para algunos, hasta el cierre de sus establecimientos.

Las cortinas de los giros comerciales se cerraron, principalmente en el bulevar Lázaro Cárdenas, donde el acceso permanecerá cerrado tres meses, hasta febrero de este 2013. Pero de la misma forma a partir de ese mes otro tramo se cerrará durante 45 días.

NECESARIO EL DISTRIBUIDOR VIAL: EMPRESARIOS

Para los dirigentes de las cámaras empresariales de la ciudad, ya era necesaria la construcción de una obra de esta magnitud para resolver el problema del tráfico en la vialidad, principalmente en la zona centro.

El presidente de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) Poza Rica, Leonardo Amador Rodríguez, dice que esta obra de Pemex es de las más importantes ya que con ello se espera solucionar los problemas de la vialidad en esta ciudad.

A su vez el Presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) en la zona norte, Marco Antonio Santiago Vera, expresó que es necesario apostar por este tipo de proyectos, pero debe edificarse con mayor previsión para evitar afectaciones a los negocios.

Para el Presidente de la Cámara Nacional de la Industria y la Transformación (Canacintra), Jesús Herrera Franco, el reclamo se concentra básicamente en que los trabajos deberían de efectuarse también en horario nocturno lo que permitiría mayor avance y menos afectación a las vialidades.

HACINAMIENTO VEHÍCULAR

La circulación vehicular y peatonal es confusa, desorganizada y con accidentes constantes a pesar de los señalamientos de vías alternas.
Durante el anuncio de construcción de la obra, los directivos de Pemex indicaron que se contaría con rutas alternas para asegurar la continuidad del flujo vehicular, además que se contaría con un programa de señalización para los automovilistas, sin embargo, eso no ha pasado.

Así como trabajos nocturnos para colocar "trabes", por lo que sólo por las noches se restringiría la vialidad en la zona. Sin embargo, la paraestatal ha incumplido su promesa, al generar un caos vial por el cierre parcial de arterías.

Al inicio de la obra se anunció que los automovilistas podrían utilizar como vías alternas: fraccionamiento "Kawatzin"-Entronque calle Prolongación Venustiano Carranza (circuito tres flechas); Venustiano Carranza-Córdoba-Ferrocarril; Prolongación Venustiano Carranza-restaurant "El Pescador" de la colonia Petromex; Prolongación Venustiano Carranza-entrada a carretera a Papantla.

Pero hasta la fecha, esas vías alternas siguen sin utilizarse, mientras que otras que serían acondicionadas, no han recibido mantenimiento alguno para facilitar el tránsito. Con estas críticas los ciudadanos se preguntan si valdrá la pena el sacrificio del irritante tráfico vehicular con el resultado del tan publicitado distribuidor vial de Poza Rica.

*Periodista en la zona norte del estado. Estudió Ciencias de la Comunicación. Habla la lengua totonaca. Ha dado primicias como el "Túmin", en Espinal, Veracruz lo que atrajo a medios de comunicación nacional, así como el hallazgo de piezas arqueológicas en la ciudad de Poza Rica, modificando la cronología de la ciudad de 1830 a 800 D.C